Primeras Jornadas de Esquizoanalisis  -  2004 - Coord. Stella Maris Angel Villegas
  Carta de presentación       Redactora      Historia      Suscripción   

 

 

 

 

Máquina Expositora Real

Foro de poesía

 

 

 

ARS


Un puente de mimbre acontece como traducción en cuantia de cosas entre la casitoda maraña.

Poesía no es vaselina dice un verso de Oliverio Girondo y una mensura invisible pretende calendario de su luminaria portátil para liar con el sino de la autorización retórica.

Obra entre los elementos de la doble llama de los lujuriosos, lo que unta los labios de Francesca y Paolo, en el alba sus alcances.

Dar un perfume como dar lo gratuito, en las palabras acontecidas, la nuance, desposee ligerezas y amerita eso nombrado del estilo.


Gabriel Roel

-24 de enero de 2004-

 

 

 

 

 

 

 

 

EL DESCUBRIMIENTO DE AMERICA

a Marie Zimmerman

 


El arado de sueño que en su enigma pronuncia
las palabras de agua
de rocío
y la lengua nervándo las olas
que la caricia labra.
Como traduttore.

El puentecillo de mimbre
en los ojos de agua.
Los bueyes del galeón
surcando los tifones y el lamerse
de ecos de la caracola:
ventanas circulares que no son más
que hilos de Ariadna
para regresar a casa,
el ombligo del sueño del
agua entre las manos
desatada.

Sirenas del respirar el corazón de la salina
que no percude el aire porque se desmenuza
en arrecife de higos y en el trópico, como Lowry:
las islas verdaderas que cierran lo conocido
al plano de los prejuicios sostenido por elefantes
que abrazan billetes anudados.

Asombro del tucán
monitos tití y sardinas de lobos marinos
en las fotos de la princesa montando yeguis de Amazona:
los puertos son riberas del Zoo
con hechiceras de felinos silvestres.

Caballitos de mar
del enigma del agua
y sus maderas.
Ulises en el lejano occidente velenciano
orando entre los mástiles
las mortajas troyanas.

Lo celeste extravía la circunstancia y el azar.
Como lo aglomerado, la rueca de la palabra agua.

El discovery me despierta como un boomerang
en la noche estival. Oye los ventiladores que provocan su ansia
en la saliva de los bemoles como baremos
de esta carta náutica que escribe tu nombre en el yunque
de la palabra descubrir.

 

Gabriel Roel

27 de enero de 2004